Pesado y ajustado
8.9Nota Final
Ajuste9.4
Comodidad9
Caldiad de Materiales9.6
Estética7.6
Puntuación de los lectores 0 Votos
0.0

No vamos a venirte con comparaciones que siempre son odiosas. Vamos a hablar de nuestra experiencia con el chaleco lastrado Metcon Tactical Vest. Una aventura 100% española en la que unos jóvenes se han embarcado para ofrecer al mercado un producto que convence al usarlo.
Aprovechando su experiencia en el ámbito militar han aplicado esta en el diseño y creación de este chaleco lastrado.

Tuvimos la oportunidad de conocerlo en regionales, donde vimos un primer prototipo que pudimos probar y desde ese momento ya nos dimos cuenta de que la cosa pintaba bien. Pero no ha sido hasta hace un mes que probamos la versión definitiva del producto. Las opiniones han sido positivas de los compañeros de box que lo han usado. Aunque claro está… siempre hay algo que mejorar 😉 y si estás [email protected] por saber más sigue leyendo. Te vamos a contar todo 🙂

Voy a empezar diciendo que no soy un gran fan del uso de chalecos a menudo. También en parte porque los chalecos que tenemos en el box (y muchos que hemos probado) son incómodos y son un autentico suplicio para los wods. No sólo aumentan la dificultad del wod con el peso extra, sino también con la lata que dan… se mueven, se agitan todas las piezas, los velcros se despegan, no ajustan bien…

Pues el Metcon Tactical Vest llega con la promesa de acabar con ese incordio en los wods.

MATERIALES

Una vez clarificado este punto nos ponemos manos a la obra y lo primero que nos mola de este chaleco es su tamaño tan compacto. Cubre lo que es la parte de las costillas dejando libre la parte baja del tronco. Esto nos permite hacer situps sin problema o cualquier tipo de sentadilla.
El material del que está compuesto el chaleco es Thoratex y está cortado con láser. Este tejido es resistente al agua, olores y muy resistente. Lo que nos gusta es que es SUPER FINO como si fuese tela de la camiseta para que nos entiendas y esto da una sensación buenísima al llevarlo.
Incluye tanto en la parte trasera como la delantera el sistema MOLLE al más puro estilo militar. En la parte superior del chaleco incorpora una zona velcro para poder colocar parches.

AJUSTE

Lo primero a decir aquí es que cuando te lo ajustes a tu medida, el chaleco va como un guante (seguro que no querrás que nadie toque tu ajuste jejeje). Pero si aún así quieres reajustarlo tienes muchos puntos diferentes donde ajustar y además de manera rápida, bueno… alguna parte no tan rápida.

El primer ajuste que tenemos está en los hombros. El chaleco se divide en 2 partes. Delantera y trasera y se unen entre sí en los hombros con un sistema de velcros muy sólido. Sólo tenemos que quitar la almohadilla de los hombros y podemos ajustarlo a la perfección.

 

El segundo ajuste lo encontramos en la parte trasera del chaleco. Anclado en el sistema Molle. A ver, este ajuste es “jodido” de cambiar. No es que sea muy difícil pero sí que vas a necesitar algo como una llave por ejemplo para poder hacer palanca y cambiar el tope que va por dentro del sistema MOLLE. Esperamos que en futuras versiones encuentren algún sistema más sencillo y rápido para poder ajustar esta parte.

El tercer ajuste es el lateral/frontal. Las dos bandas elásticas que unen la parte trasera y delantera y se tapan con el sistema molle delantero con otro sistema de velcro. Este es el ajuste que más vamos a usar ya que es el que tenemos que poner y quitar cada vez que nos colocamos el chaleco.

Todo el sistema de velcros agarra a la perfección y no hemos sentido en ningún momento que se afloje o se suelte por ninguna parte.

PLACAS

Hay dos modelos de placas:

  • 7,5 Lbs (3,4Kgs)
  • 10 Lbs (4,5Kgs)

El tamaño si nos equivocamos es el mismo, nosotros hemos probado las de 10lbs y vaya… suman un buen extra al peso corporal.

Cosas MUY positivas de las placas. No se mueven absolutamente nada dentro de su bolsillo. Además su forma anatómica que se ajusta al pecho las hace muy cómodas a la hora de apoyarte sobre ellas haciendo burpees por ejemplo.
Se pueden sacar super fácil y poco más te podemos decir sobre ellas. Al fin y al cabo son un trozo de metal 😉

Las nuestras vienen sin logotipos 🙁 pero nos consta que el modelo a la venta llega con el logotipo de trainlikefight que veis en la pechera.

Almohadillas removibles y lavables

Pues eso, el chaleco trae almohadillas por todo el interior. Que se pueden sacar fácilmente y meter a la lavadora para que no acaben andando solas. Del resto del chaleco te puedes olvidar porque el tejido no absorbe nada de sudor.

Encontramos estas almohadillas en el pecho, espalda y en los hombros. Gracias a estas almohadillas el chaleco se asienta muy bien en el cuerpo y no nos va a producir ni rozaduras ni molestias.

ENTRENANDO CON EL CHALECO

Muy bien todo el rollito de materiales y ajustes pero si te interesa cómo es entrenar con el también te vamos a dar luz.

Lo primero es lo primero. Ajustarlo bien. Una vez hecho esto hemos hecho wods con subidas a cuerdas, pullups, muscleups, carrera y también hemos probado con handstand pushups y thrusters. Durante todos los wods hemos sentido cómodos con el. Pesa mucho… 9,4kgs extras es bastante y vaya, los muscleups se convierten en un infierno.

Lo dicho, a la hora de hacer burpees o thrusters con barra no hemos sentido molestia con el chaleco y  nos ha dejado respirar bien. No es necesario tenerlo apretado al máximo asi que deja hueco para hinchar bien los pulmones. Y algo que nos ha gustado mucho es hacer hspu con el, aguantaba en su sitio incluso en esa situación.

Ah! casi se nos olvida hablar sobre el enganche que incorpora en la parte trasera. Sirve para poder enganchar las cuerdas/cinchas des un trineo y tirar con el enganchado al chaleco. Esta función no hemos podido probarla pero seguro que a más de uno le será de utilidad.

CONCLUSIÓN

La experiencia de entreno con el ha sido genial. Aunque seguimos sin ser muy fans de entrenar con chaleco 🙁 pero si a ti te gusta usar este elemento en tus entrenos y eres capaz de mantener la intensidad con el, adelante. Es el mejor chaleco que hemos probado.
El tema estético es algo que no nos acaba de convencer del todo. Aunque hay diferentes colores para elegir nos parece que aún tienen que darle una vuelta a este tema. El estilo militar es lo que más se lleva en chalecos y seguro que en ese camino la cosa mejoraría mucho.

Este chaleco hace lo que dice. Pesa y se mantiene en su sitio durante el entreno.

Un producto muy bueno, buenos acabados y además producto nacional. Cada vez se va mostrando por más competiciones y en algunas ha participado como elemento en alguna prueba.

Si lo quieres conseguir lo puedes hacer a un precio reducido gracias al Crowdfunding que sus creadores han iniciado y donde los primeros 75 compradores conseguirán el chaleco con placas por 120€. Ojo, de los chalecos más baratos que puedes encontrar en el mercado si no el más barato.
Este Crowdfunding se inicia el 11 de Noviembre y tienes toda la info en su web.